Buscan preservar vida comunal de Unión Hidalgo, Istmo | NVI Istmo Pasar al contenido principal
x
Foto(s): Cortesía

Buscan preservar vida comunal de Unión Hidalgo, Istmo

Redacción

Gerardo Valdivieso Parada

UNIÓN HIDALGO, Oaxaca.- Con el acompañamiento del Registro Agrario Nacional (RAN), de la Procuraduría Agraria y el Tribunal Agrario, representantes de la Asamblea de Comuneros iniciaron los trámites para actualizar el padrón de  comuneros, que no se ha actualizado desde 1964 cuando se dio la Resolución Presidencial para el Reconocimiento y Titulación de los Bienes Comunales del Núcleo Agrario de Juchitán y sus anexos.

Uno de los anexos es esta comunidad, y según los defensores comunitarios de los mil 141 comuneros registrados en la resolución presidencial, el 90 por ciento ya han fallecido y de los sobrevivientes, cien de ellos son vecinos de esta población zapoteca. Estos datos los obtuvieron después de llevar a cabo su primer trámite: obtener a través del RAN la lista de comuneros.

Basándose en la ley agraria que permite el registro de esposas y concubinas, hijos, nietos y dependientes económicos los activistas Norberto Altamirano Zárate, Andrea Manzo y Edgar Martín Regalado pretenden actualizar el padrón incluyendo a 100 personas más de las cuales entre 25 y 30 serán mujeres.

Para tranquilizar a los actuales posesionarios de las tierras comunales, los activistas informaron que la pretensión no es quitar las tierras en uso ni repartir parcelas, sino a través de un comisariado administrar las tierras de uso común como El Palmar y otras zonas que son reservas naturales de la comunidad como manglares, esteros y lagunas y gravar las parcelas con hipoteca social.

La lucha por la defensa de las tierras comunales entre los profesionales de esta comunidad inició por la entrega de las tierras a empresas transnacionales para operar parques eólicos que inició con Demex y ante la invasión de pueblos hermanos ante la falta de autoridad agraria en Juchitán, desde hace medio siglo.

El objetivo es el de no dejar morir la vida comunal en Unión Hidalgo y preservar los espacios de vida para las futuras generaciones ante la voracidad de empresas e individuos que pretenden usufructuar todo sin respetar las reservas naturales y no dejar nada para el futuro, dijeron los promotores de esta campaña.